Pengo

Pengo
(1982)

Imagen del videojuego de 1982 - PENGO - SEGA

Reanudamos nuestra peculiar Historia de los Videojuegos con otro mítico título creado en 1982 por la corporación japonesa SEGA: Pengo.
Seguro que los más veteranos os acordaréis de esta máquina recreativa que nos dejaba anonadados y sobre todo, nos dejaba sin monedas.
Un año después de su lanzamiento en el mundo arcade, ATARI introdujo una acertada versión del videojuego en sus consolas (Atari 2600 y Atari 5200) y ordenadores personales domésticos como el flamante Atari 800 y el fabuloso Commodore C64, que la verdad, tampoco eran accesibles para todos los chavales de nuestra época debido a su elevado precio...pero aquellos privilegiados que poseían un "Juguete" de aquellos eran buena gente y nos abrían sus hogares para pasarnos las tardes enteras jugando a estos pioneros videojuegos de 8 Bits. Lo malo era que cuando mejor te lo estabas pasando sus madres te echaban a patadas de sus casas.

Imagen: Máquina Recreativa de monedas : SEGA - PENGO


Diseño y jugabilidad


Nuestro protagonista en esta aventura de plataformas y arcade por fases es un simpático pingüino llamado Pengo que fue uno de los primeros personajes de SEGA qué tuvo éxito en todo el mundo. La idea del juego es similar a la del inolvidable Pac-Man (Comecocos), es decir, una pantalla rectangular que contiene aleatoriamente, y en forma laberíntica, un conjunto de bloques cuadrados de hielo donde Pengo podía interaccionar con todas las paredes y bloques, desplazarse vertical u horizontalmente, y en donde los enemigos, en lugar de fantasmitos, ahora son unos seres de cuatro colores llamados Sno-Bees.

Imagen con una captura de pantalla del Pengo

Hay que reconocer que la mayor innovación de este arcade es poder destruir en todo momento a nuestros enemigos de dos formas distintas: o bien aplastándoles con los bloques de hielo, o bien pisoteándoles. Para aplastarles había que empujar un bloque en la dirección del Sno-Bee, y para pisotearles, teníamos que interaccionar con alguna de las cuatro paredes de la pantalla cuando estuviésemos próximos a un enemigo de tal forma que dichas criaturas se quedaban aturdidas durante unos segundos; era en ese momento cuando los podíamos destruir pasando por encima de ellos.

El objetivo final de cada fase o nivel era unir 3 bloques especiales en forma de diamante. No siempre era una tarea sencilla ya que la dificultad de cada nivel iba en considerable aumento, pero cuando conseguíamos unirlos era una gran satisfacción ya que además de destruir a todos los monstruitos que quedasen, recibíamos un montón de puntos, mejor dicho, Bonus. Era frecuente en aquellos días oír conversaciones entre muchachos en las que presumían de los puntos que habían conseguido en el Pengo.

¡Qué poco estudiábamos, desde luego, pero hay que reconocer que Pengo es adictivo y entretenido!
Todavía hoy, lo es, y nosotros seguimos jugando. Intenta probar tú también.

Imagen con un captura de pantalla de PENGO (SEGA), en el momento de unir los tres diamantes

Con respecto al argumento, poco hay que decir, el mérito de Pengo está en su dinámica de juego, no en la historia que simplemente mostraba a un romántico Pengo que tenía intención de ir con su novia a contemplar tranquilamente una aurora boreal... y que no pudo ser posible ya que aparecieron los malvados Sno-Bees...

Por último, decir que aunque este gran videojuego está algo olvidado por el momento, existen muchas versiones para otras plataformas (Pcs, Consolas, Apps...) y estamos convencidos de que Pengo se pondrá de moda otra vez dentro de muy poco tiempo.
Atentos a nuestras Novedades.


La melodía del juego: Nuestro Tono

El tema musical que aun resuena en nuestra memoria orgánica del clásico Pengo no era nada nuevo en su época. La canción existía desde hacía 10 años y fue bautizada como Popcorn (Palomitas de Maíz). Se trataba de una melodía electrónica compuesta por Gershon Kingsley y fue una de las primeras canciones realizadas mediante sintetizador que pasaron a la Historia de la Música, o mejor dicho, a la Historia de la Música Tecno.

Aquí os dejamos nuestra retro-adaptación que seguro que os va a encantar y la querréis tener en vuestro teléfono, gratis, ya.

Escuchar Tono:


Descargar Tono Gratis
author
by:JuanBeat/Gelosoft
We love All The Sounds.